logo

Actualidad Noticias

Una familia puede reducir un 21% el consumo de gas y un 16% el de electricidad introduciendo hábitos más sostenibles en el hogar

A través de este proyecto, promovido por Asociación Columbares en colaboración con IKEA, técnicos de la asociación han asesorado a casi 100 familias murcianas durante un año y les han ayudado a adoptar hábitos sostenibles en sus hogares para conseguir un ahorro representativo en el consumo de energía, agua y a realizar una mejor gestión de los residuos. Estos resultados son extrapolables a los que podría conseguir una familia media española introduciendo pequeños y sencillos hábitos sostenibles en el hogar.

Así, gracias al proyecto Hogares Verdes y respecto al año 2009, las familias participantes han conseguido una media de ahorro anual de 142 euros en consumo energético, de agua y transporte privado. En total, el ahorro obtenido por las familias que han participado en el proyecto asciende a más de 10.380 euros anuales. Ello supone también un ahorro total de 24 toneladas de emisiones de CO2 a la atmósfera, equivalente a las emisiones de CO2 que absorberían 1.200 árboles, considerando una tasa de absorción de 20 Kg de CO2 por árbol. Además, este ahorro en emisiones de CO2 a la atmósfera equivaldría al gasto energético de 670.000 horas de una bombilla de 100 watios, y a haber evitado el CO2 emitido por un coche a lo largo de 139.000 kilómetros.

Por otra parte, el centenar de familias participantes en el proyecto ha reducido de media su consumo de agua en un 8%, su consumo de gas un 21% y de electricidad en un 16%. Asimismo, incrementaron en un 15,5% la recogida selectiva de residuos y redujeron en un 6% el uso del vehículo privado.

Cambio de hábitos y pequeños gestos

En el marco del proyecto, los hogares voluntarios participaron en una fase inicial de auditoría ambiental, y recibieron una serie de recomendaciones para mejorar la sostenibilidad de sus viviendas. Además, se les obsequió con un kit de productos de ahorro de agua y energía, y se les hizo un seguimiento durante un año para comprobar su evolución.

 

Entre los hábitos inculcados por los técnicos de Asociación Columbares a las familias que han participado en el proyecto, se encuentran pequeños pero efectivos hábitos para poder reducir su factura de energía y agua, como los siguientes: utilización de lámparas de bajo consumo, menor uso de lavadoras y secadoras, calefacción y aire acondicionado regulados según temperatura exterior, uso de economizadores en los grifos y duchas, aprovechamiento del agua fría en cubos antes de que salga caliente, riego por goteo, compra de productos con menos envases y separación selectiva de basuras, o mayor uso de la bicicleta. Estos hábitos han conseguido que sólo en ahorro energético, estas familias dejasen de consumir la misma cantidad de energía que consumen 9 hogares durante un año.

Para Gabriele Scattolo, directora de la tienda de IKEA Murcia, "el gran trabajo desarrollado durante todo este año por Asociación Columbares ejemplifica perfectamente uno de nuestros objetivos dentro de nuestra estrategia de sostenibilidad: inculcar a nuestros clientes la importancia de adquirir hábitos sostenibles en el hogar para entre todos ahorrar recursos, dinero y legar un planeta más cuidado a las generaciones futuras. Este proyecto ha demostrado que con medidas sencillas se puede conseguir un ahorro energético en el hogar sin disminución del bienestar y contribuir, simultáneamente, a la lucha contra el cambio climático y mejora del medio ambiente".

Por otro lado, si todos los clientes de IKEA en el mundo decidiesen cambiar una bombilla tradicional de 60 watios por una bombilla de bajo consumo, la energía ahorrada equivaldría al consumo anual de 900.000 hogares.

Para Pepe Leal Pardo, secretario de Asociación Columbares, "con la puesta en marcha y ejecución del Proyecto Hogares Verdes, desarrollado gracias a la colaboración entre la Asociación Columbares e IKEA, se pone de manifiesto la importancia de la educación y sensibilización de la ciudadanía para luchar contra el cambio climático. Analizando los resultados del proyecto, podemos observar que ha sido la labor, el trabajo y la convicción de personas normales, como nosotros, quienes han evidenciado que entre todos podemos aportar nuestro granito de arena para cambiar las cosas, introduciendo pequeños hábitos responsables en nuestro día a día".


Una tarea sin fin: enseñar a los consumidores hábitos sostenibles en el hogar

El Fondo IKEA Colabora es una donación anual que IKEA destina a proyectos sociales y medioambientales presentados por Organizaciones No Lucrativas (ONL´s). En su edición medioambiental, la donación se destina a la financiación de proyectos que tengan como principal objetivo concienciar, enseñar y/o fomentar entre la población hábitos sostenibles en el hogar que impliquen a niños, niñas y sus familias en su desarrollo.

Este objetivo de concienciación de los consumidores forma parte de la Tarea sin Fin de IKEA, a través de la cual IKEA asume un compromiso continuo de mejora en el ámbito social, económico y ambiental frente a los clientes, proveedores y demás grupos de interés que interactúan con la compañía.

Desde su nacimiento en 2003, el Fondo IKEA Colabora ha evaluado más de 700 proyectos de cientos de ONG´s y ha financiado 8 proyectos con una dotación de 518.000 euros. En total, las acciones desarrolladas han contribuido a mejorar la vida de más de 8.000 personas que, de forma directa o indirecta, se han beneficiado de la puesta en marcha de iniciativas sociales y ambientales de todo tipo. Este año, la VI Edición del Fondo IKEA Colabora de nuevo se destinará a financiar proyectos medioambientales

© 2020 - Sernutec - Servicios y Nuevas Tecnologías